"Estamos abrumados": algunos policías de California temen más crímenes con la legalización de la marihuana

"Estamos abrumados": algunos policías de California temen más crímenes con la legalización de la marihuana

Las empresas con licencia en todo California pueden comenzar a cultivar legalmente y vender marihuana para uso recreativo a partir del lunes, y diversas agencias de aplicación de la ley tratarán de asegurarse de que se adhieran a una serie de nuevas leyes relacionadas con la marihuana.

Debido a que ninguna agencia tiene una responsabilidad específica, quienes apoyan y se oponen a la legalización se preocupan de que se cumplan las leyes.

Tres agencias estatales emitirán 19 tipos de permisos combinados para cultivadores, minoristas, fabricantes y distribuidores. Cada agencia tiene oficiales encargados de hacer cumplir la ley y han advertido que tomarán medidas enérgicas contra los operadores sin licencia.

Además, otras agencias estatales como el Departamento de Pesca y Vida Silvestre y la Oficina de Control de Narcóticos dijeron que dependerán de las fuerzas de tarea de marihuana ya establecidas, para continuar la erradicación de los cultivadores y vendedores ilegales.

El recientemente creado Buró para el control de la marihuana, que otorga licencias a puntos de venta minoristas, dijo que ha contratado a varios agentes para ayudar a tomar medidas contra las tiendas sin licencia y planea contratar más agentes en los próximos meses. Pero gran parte del trabajo de arrestar a operadores ilegales dependerá de los agentes del Sheriff y los departamentos de policía.

"Tenemos una operación bastante pequeña", dijo el portavoz del Buró, Alex Traverso.

Dijo que cerca de ocho oficiales estarán en servicio a partir del 1 de enero, aunque la directora del departamento, Lori Ajax, dijo que la aplicación no será una prioridad en los primeros meses del año nuevo ya que la agencia se enfoca en otorgar licencias para los minoristas.

Hasta el momento, la oficina ha emitido menos de 200 licencias comerciales temporales. Esa es una fracción de las que finalmente se distribuirán en Los Ángeles, San Francisco y otras grandes ciudades cuando comiencen a emitir sus propias licencias, que se requieren para obtener un permiso estatal.

Un pequeño número de tiendas minoristas de Berkeley a San Diego dice que abrirán el día de Año Nuevo.

Aunque un número creciente de estados han legalizado la marihuana de una forma u otra, todos los usos de la droga siguen siendo ilegales para la ley federal. El procurador general Jeff Sessions ha dicho que las autoridades federales todavía están estudiando cómo harán cumplir las leyes relacionadas a la marihuana en California.

El asambleísta Tom Lackey ha presentado una legislación que convertiría a la Patrulla de Caminos de California en la agencia principal para hacer cumplir las leyes estatales sobre marihuana, especialmente aquellas que buscan frenar el flujo de hierba procedente de otras regiones.

"Si queremos evitar la intervención del gobierno federal, tenemos que hacer todo lo posible para tomar medidas enérgicas contra la actividad ilegal y evitar que el cannabis sea exportado", dijo Lackey, republicano de Palmdale. "Sin un punto central para coordinar la acción en todo el estado, lograr esto será un gran desafío".

Ajax trabajó durante 20 años en el Departamento de Control de Bebidas Alcohólicas del estado antes de que el gobernador Jerry Brown la designara para dirigir la oficina de cannabis. Ella dijo que regular la marihuana es más complicado que controlar el alcohol porque los condados y las ciudades tienen una autoridad considerable sobre la marihuana.

Las leyes estatales exigen que los consumidores tengan al menos 21 años, que las empresas no estén a 600 pies de las escuelas y que cierren a las 10 p.m. También se les exige tener video vigilancia las 24 horas.

Varios condados y ciudades usaron las leyes existentes de marihuana medicinal para adoptar reglas de uso recreativo al quitar la palabra "médica" de las ordenanzas, manteniendo las tasas impositivas locales ya existentes.

Las empresas de marihuana también deberán pagar impuestos estatales. Algunos de los ingresos fiscales están destinados a la aplicación de las leyes.

Los líderes del condado de Siskiyou recientemente declararon el estado de emergencia y pidieron al gobernador que ayude al sheriff a erradicar la afluencia de granjas ilegales. El condado prohibió el cultivo comercial, pero eso no ha detenido una migración de agricultores de marihuana que compran tierras baratas en el remoto norte de California.

"Estamos abrumados", dijo el sheriff Jon Lopey.

El sheriff del condado de Mendocino, Tom Allman, tiene preocupaciones similares en un condado que ha legalizado la marihuana en el corazón de la legendaria región productora de marihuana llamada Emerald Triangle.

"Por favor no sigan diciendo que la marihuana es una hierba totalmente inofensiva que Dios puso en esta Tierra, y no sabemos por qué estamos peleando contra  ella ", dijo a los supervisores del condado, y agregó  que estaban pasando por alto los aspectos criminales del cultivo de marihuana.

En el Condado de Los Ángeles, los oficiales del sheriff se están preparando para ver un posible aumento en robos y conductores de dispensarios de marihuana manejando para distribuir la hierba. El alguacil Jim McDonnell dijo que cree que la legalización será "reveladora para mucha gente". "La percepción del público es que esa hierba es inocua, y eso no es así ", dijo. "La marihuana de hoy no es la marihuana de ayer. El ingrediente activo, el THC, es mucho más alto hoy que hace 40 años.

En algunos casos, los agricultores están sembrando en tierras del gobierno escondidas en los bosques que son patrullados por guardias de vida silvestre del estado.

Las llamadas granjas guerrilleras establecidas ilegalmente en propiedades públicas o en propiedades privadas remotas sin el conocimiento de los propietarios han preocupado a los agentes rurales de la ley y a las autoridades federales durante años.

 El Departamento de Pesca y Vida Silvestre de California creó un equipo de lucha contra la marihuana hace tres años para detener los sembradíos ilegales en los bosques del estado.

La agencia también creó el Watershed Enforcement Teams para reprimir a los agricultores de marihuana que ilegalmente desvían arroyos, usan plaguicidas prohibidos o dañan el medio ambiente.

El capitán de pesca y caza Paul Foy dijo que el departamento no tiene planes de cambiar su estrategia de aplicación de la ley después del 1 de enero y continuará concentrándose en crímenes ambientales y granjas ilegales en tierras públicas.

Se calcula que hay 1,000 granjas ilegales controladas por el crimen organizado operando en propiedades públicas en California, dijo Foy. "Nos mantendremos ocupados".

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
66°