Trump complica la relación de los republicanos con la comunidad latina

Los comentarios de Donald Trump acerca de la inmigración  complican el 'Problema latino' de los republicanos

Durante su discurso para anunciar su candidatura a la presidencia de los Estados Unidos Donald Trump menospreció a los inmigrantes mexicanos calificándolos como "violadores", los insultos fueron inicialmente tomados como otra declaración indignante del iracundo multimillonario.

Pero mientras los latinos ventilan su ira y las celebridades y los patrocinadores corporativos  cortan sus asociaciones con Trump, se plantea la pregunta de cuánto tiempo más los otros aspirantes presidenciales 2016 del partido republicano pueden mantenerse callados en esta controversia, con la esperanza de que desaparezca por si sola.

Esta es la muestra más reciente del " problema latino" que enfrentan los republicanos, que si quieren recuperar la Casa Blanca tendrán que ampliar su base de votantes más allá de los blancos para incluir a más minorías.

La superestrella Shakira ha hablado sobre los comentarios de Trump, al igual que los grandes almacenes Macy's y las emisoras Univision y NBC, todos ellos están alejándose del magnate de las  bienes raíces en medio de una creciente reacción violenta de parte de los latinos.

Frank Sharry, director ejecutivo del grupo de apoyo a la inmigración America’s Voice, dijo que estaba sorprendido de que los líderes republicanos no han mostrado más fuerza contra la declaración de Trump. "¿Se imaginan si estuviera hablando acerca de los judíos? ¿ó de los afroamericanos?”, Sharry apuntó. “¿El partido republicano lo respaladaría? Por supuesto que lo harían. ... Pero el silencio de los republicanos en este asunto está definiendo al partido”.

Ana Navarro, estratega republicana y asesora veterana del ex presidente George Bush de W., dijo la mayoría de los republicanos ve las palabras de Trump como "dignas de vergüenza", pero son reacios a responder.

"Es como meterse en una discusión con tu distante tío loco el día de Acción de gracias. ¿Por qué hacerlo cuando sabes que él está loco y sólo lo ves una vez al año? La mayoría de los republicanos prefieren cerrar los ojos y esperamos que cuando los abramos otra vez, Trump… ¡haya desaparecido! El problema es que va escalando en las encuestas y la reacción a su comentario es cada vez más grande y más perdurable. Él es el dolor de muelas del que no te puedes deshacer".

Esta erupción podría ser un anticipo de lo que puede esperar el GOP cuando los debates presidenciales del partido inicien el mes próximo. Con más de una docena de contendientes republicanos en la carrera, Trump puede tener el incentivo para interponer algo inflamatorio como una forma de destacar. Los demás candidatos tendrán que decidir si desea participar y le permiten establecer el orden del día o ignorarlo y arriesgarse a aparecer como tolerantes a lo que dice.

"Trump es como una trampa para nosotros", dijo el estratega republicano Rick Wilson. A pesar de las cifras electorales recientes de Trump hacen que probablemente participe en cualquier debate del Partido Republicano, Wilson exteriorizó que permitirle al ex presentador de "The Apprentice" de NBC subir al podio con otros candidatos sería un "escenario de pesadilla" que enviaría a los votantes directo a los brazos de los demócratas.

 "Hay un segmento de personas de mi partido que encuentran este tipo de populismo salpicado de baba muy atractivo--las bravatas de un escandaloso gritón, porque piensan que es la manera de ganar", dijo. "Están frustrados por un montón de cosas en el partido republicano. Pero esto no es una solución a su problema. Esta es una solución al problema de [candidato demócrata] Hillary Clinton".

Hasta ahora Trump se ha negado retractarse o pedir disculpas, diciendo a Fox News esta semana que sus observaciones del 16 de junio --que quienes cruzan la frontera México-Estados Unidos son en su mayoría delincuentes, corredores de drogas y violadores--son "totalmente exactas". Él presentó una demanda de $ 500 millones contra Univision por anunciar que retiraría su cobertura del certamen "Miss USA", del que es copropietario. Y el miércoles se lanzó en contra de NBC y Macy’s, quien anunció que retiraría la línea de ropa masculina de Trump. Ellos "cedieron totalmente", dijo Trump, añadiendo que sus acciones muestran que "apoyan la inmigración ilegal".

Los comentarios de Trump han reberverado a través de las comunidades latinas en los Estados Unidos y en el extranjero, recordándole a muchos las actitudes del GOP del pasado--incluyendo la anterior sugerencia de candidato presidencial republicano, Mitt Romney, de que los inmigrantes ilegales en los Estados Unidos deben simplemente "autodeportarse" y la afirmación por el representante Steve King (R-Iowa) de que los jóvenes que vienen a los Estados Unidos tenían "pantorrillas del tamaño de melones" para poder cruzar las drogas por la frontera.

A pesar de que el senador Ted Cruz (R-Texas) defendió las declaraciones de Trump, llamándolo "excelente" y diciendo que  "él dice la verdad"—muchos otros candidatos presidenciales republicanos están tratando de mantenerse lejos de esto.

Jeb Bush, exgobernador de Florida, cuya esposa es méxico americana y quien ha hecho un esfuerzo por cortejar a los Latinos, ha dicho poco públicamente, no más allá de una respuesta que dio en español, durante el fin de semana, a la pregunta de un reportero después de una reunión del ayuntamiento en Nevada.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí

 

 

 

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
61°