Mortal avance de incendio en el condado Monterey

Se registra una persona muerta durante el nuevo incendio que asedia al condado de Monterey 

El domingo se informó acerca del deceso de un civil resultado de un nuevo y furioso incendio en el condado de Monterey, mientras que en el norte los bomberos seguían luchando contra dos incendios masivos que juntos, han destruido más de 1,000 estructuras.

De acuerdo a CalFire, el fuego de Tassajara que se encuentra ardiendo cerca de la ciudad de Jamesburg, ha destruido numerosas dependencias, así como 10 casas. Se proporcionaron pocos detalles sobre fatalidades. El fuego ha quemado 1,200 acresw y solo el 10% ha sido contenido.

Cientos de casas se encuentran todavía bajo amenaza y han ordenado las evacuaciones obligatorias. Cerca de 600 bomberos estaban luchando contra el incendio, que estuvo expidiendo humo denso en la región.

Mientras tanto, los bomberos continuaron ganando control de los incendios masivos de Butte y Valley y el domingo, los residentes comenzaron finalmente a regresar a sus comunidades, fuertemente afectadas por el fuego.

El fuego de Valley, al norte de San Francisco había quemado 75,000 acres y está 48% contenido, según el Departamento de silvicultura y protección contra incendios de California. Ha quemado 888 estructuras.

El incendio ha devastado a la comunidad de Middletown, al norte de Napa. En la tarde del sábado, una semana después de iniciado el fuego, los funcionarios de desastres comenzaron a permitirle regresar a los residentes. Una hora después de la reapertura, las familias estaban hurgando entre las cenizas de los restos de sus hogares quemados.

"Es muy triste", dijo Cindy Cline al mismo tiempo que su hija, Kayla Farr y el novio de Farr, Justin White, buscaban algo que pudiese ser rescatado de lo que alguna vez fue un apartamento de dos pisos. "No parece que haya quedado algo para rescatar". 

Los residentes que regresaban comentaron sobre la destrucción selectiva que el fuego dejo en su comunidad.

En la casa de Lynne Norton en la calle Barnes, que el fuego dejó intacta, un móvil de campanillas de viento cantaba, mientras que la casa de su vecina de hace mucho tiempo, Renee Juler, quedaban solo cenizas.

"Oh Melvin," Juler dijo a su marido mientras caminaban a través de los escombros. "No quedó nada".

Hacia arriba y hacia abajo por las calles, los trabajadores de CalFire enfundados en su vestimenta color amarillo saludaba a los residentes dándoles botellas con agua fría  bolsas con almuerzo.

En los condados de Calaveras y Amador, donde el fuego de Butte ha quemado más de 70,700 acres, los bomberos tenían el 65%  ya contenido. Se quemaron más de 800 estructuras.

Mientras que más de 4,000 bomberos progresaban en el combate en ese infierno, se levantaron algunas órdenes de evacuación obligatoria y otras fueron cambiadas a advertencias de evacuación.

Ambos incendios han cobrado un pesado costo en los residentes más antiguos. De las tres personas que murieron en el incendio Valley y de las dos en el de Butte, él es más joven se cree que tenía alrededor de 60 años.

Aunque la causa del fuego de Butt no ha sido determinada oficialmente, los funcionarios de Pacific Gas & Electric Co. Han expresado que podría haber iniciado puede cuando una línea de energía entró en contacto con un árbol. La causa del incendio Valley está bajo investigación.

Los dos incendios están entre los ocho grandes incendios activos en el estado, siete de ellos en el norte de California y que juntos, han consumido más de 465,000 acres.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
69°