McDonald’s ya no estará en las recaudaciones de la Junta Escolar de L.A., pero no todos los restaurantes quedaron fuera

La Junta Escolar dejó fuera a McDonald’s, pero no descartó todas las recaudaciones con comida rápida

Los restaurantes de comida rápida obtuvieron una suerte de gracia por parte de la Junta de Educación de Los Ángeles este martes, que alivianó la propuesta de prohibir su participación en los eventos de recaudación de fondos escolares.

En una resolución aprobada por 5-1, la Junta Escolar anuló las recaudaciones de fondos de la llamada ‘Noche de McTeacher’s' en McDonald's, aunque también eliminó de la propuesta cláusulas que hubieran automáticamente restringido las asociaciones escolares con otros restaurantes.

El presidente de la Junta Directiva, Steve Zimmer, afirmó que el objetivo era aclarar y hacer cumplir las políticas existentes del distrito, que prohíben “el patrocinio de corporaciones que comercializan, venden o producen productos que pueden ser dañinos para los niños, incluyendo entre otros tabaco, alcohol, comidas con altos niveles en grasas y calorías, y refrescos”. “Yo diría que la Noche de McTeacher’s es una violación flagrante de esta política”, expuso.

Pero la inmediata polémica por la resolución obligó a Zimmer a aceptar revisiones de su propuesta.

Karen Calderón, estudiante de último año de Hamilton High, quien tiene un voto consultivo como representante estudiantil del consejo, afirmó que los alumnos estaban preocupados porque el lenguaje de la resolución prohibiría en general las recaudaciones de fondos.

Zimmer ajustó entonces una frase para calmar sus preocupaciones.

Allí fue cuando la miembro del Consejo, Mónica Ratliff, expresó su temor de que la resolución tuviera consecuencias amplias, intencionadas o no. Ratliff mencionó una lista de restaurantes que también quedarían prohibidos, como Carl’s Jr., Original Tommy’s Hamburguers, Shakey’s Pizza Parlor, Krispy Kreme, Chuck E. Cheese’s, In-N-Out, así como los camiones de tacos de la ciudad.

Ratliff aseguró estar indecisa respecto de Carl's Jr., pero afirmó que le encantaba In-N-Out. Chipotle, añadió, podría aprobar la resolución.

Zimmer insistió en que no busca ser un aguafiestas. “El intento aquí no es el de convertirnos en vegetarianos”, aseguró Zimmer, quien sigue esa dieta. “La idea es ponernos en línea con nuestra política. Para eso las tenemos”.

Ratliff coincidió en que la Noche de McTeacher’s era demasiado porque los maestros se ubican detrás del mostrador de McDonald's y reciben las órdenes de comida de estudiantes y los padres.

Pero Zimmer no pudo ganarle a Scott Schmerelson, un aliado que con frecuencia lo apoya en otros asuntos. Schmerelson, un director jubilado, señaló que “por lo menos debió haber recibido 40 correos electrónicos de directores” quejándose de la posible pérdida de su mayor recaudador de fondos y llamándolo “loco” (por su posible apoyo a la prohibición).

Señaló que los estudiantes a veces rechazan la oferta saludable de los almuerzos escolares y salen después de clases para “comprar las cosas más grasosas que hay disponibles”. También comentó que McDonald's ahora incluye alternativas más saludables en su menú.

Schmerelson fue el único voto negativo y la única voz de consuelo para Frank Sánchez, dueño de una franquicia de McDonald's desde hace 35 años, que cuenta con siete restaurantes en Los Ángeles.

“Como miembro de la comunidad y dueño de una franquicia de McDonald's, he apoyado durante mucho tiempo lo que más importa a mis clientes y a la comunidad”, aseveró Sánchez en un correo electrónico proporcionado por la compañía. “Las Noches de McTeacher's son una forma de hacerlo. A petición y en colaboración con las escuelas locales, han ayudado a recaudar fondos adicionales necesarios para mejorar la experiencia educativa de los estudiantes”.

Traducción: Diana Cervantes

Para leer este artículo en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2017, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
81°