Hillary Clinton respalda cobertura de salud para indocumentados

Hillary Clinton acaba de respaldar la asistencia médica para los inmigrantes indocumentados en  Estados Unidos

Durante el transcurso del último año, los políticos de California han estado abriendo un camino que muchos dudaron que el resto del país seguiría: ofreciendo atención médica gratuita a cientos de miles de personas que se encuentran en el país ilegalmente.

Pero el martes, uno de los candidatos favoritos a la presidencia, Hillary Rodham Clinton adoptó una postura firme sobre esta cuestión polémica durante un debate democrático televisado, impulsándolo hacia un prominente escenario nacional.

Clinton dijo que favorecía los esfuerzos realizados por estados como California para ampliar los beneficios de salud para estos inmigrantes.

“En primer lugar, quiero asegurarme de que cada niño reciba atención médica... y quiero apoyar a los estados que están ampliando la asistencia médica y que están incluyendo a niños indocumentados y otros”, dijo Clinton. “Quiero brindar la oportunidad para que los inmigrantes puedan participar del intercambio de seguros médicos bajo la Ley de Cuidado de Salud”.

Las 11 millones de personas que se calcula se encuentran en el país de forma ilegal tienen prohibido contratar un seguro médico bajo la Ley de Cuidado de Salud Asequible y constituyen una creciente proporción de las personas que se quedan sin seguro.

Todavía está por verse qué tanto va a resonar el tema en una contienda presidencial donde la política de inmigración ha ocupado un lugar preponderante. Algunos expertos políticos dijeron que los comentarios de Clinton parecen ser parte de un esfuerzo mayor y continuo para reforzar el apoyo en la base liberal de su partido, en donde su principal rival, el senador de Vermont Bernie Sanders, ha estado ganando terreno.

“Esta es una cuestión primordial. No es un tema general de elecciones “, dijo Jack Pitney, un profesor de ciencias políticas en Claremont McKenna College.

“Si gana la nominación demócrata “dudo seriamente que vaya a publicar anuncios sobre este tema en octubre del próximo año”, dijo sobre Clinton.

Pitney también dijo que Clinton podría estar tratando de obtener apoyo fuera de su base afroamericana y blanca. “Si logra construir una barrera entre los votantes hispanos, entonces sería muy difícil negarle la candidatura”, dijo.

Randy Capps, director de investigación para los programas de Estados Unidos en la organización no partidista del Instituto de Política Migratoria, señaló que tan diferentes eran las cosas en las conversaciones entre los republicanos, donde los candidatos proponer cosas tales como el suprimir la ciudadanía por derecho de nacimiento y el construir un muro entre los Estados Unidos y México.

 “Sin duda sienta las bases para que este tema sea parte del debate en las elecciones generales, en donde habrá un gran contraste entre la persona que sea el candidato demócrata y la persona que sea el candidato republicano”, dijo.

Al responder a las pregunta durante el debate en Las Vegas realizado el martes, Clinton generalmente respaldó el enfoque de California.

En junio, el gobernador Jerry Brown firmó un presupuesto que por primera vez financia la atención médica para los niños que se encuentran en el país ilegalmente, convirtiendo a California en el estado más grande en hacerlo. Además, el número de condados en el estado que se han comprometido a proporcionar asistencia médica de bajo costo y dirigida por el gobierno para tales residentes se incrementó de 11 a 48 en este año.

Algunos legisladores de California se han comprometido a continuar ampliando la cobertura hasta que todo el mundo tenga seguro médico. El senador estatal Ricardo Lara (D-Bell Gardens) ha presentado un proyecto de ley que permitiría que los inmigrantes no autorizados puedan adquirir un plan médico a través del intercambio de seguros de Obamacare del estado y dejar que los inmigrantes más pobres se puedan registrar para el programa de salud de bajos ingresos del estado, conocido como Medi-Cal.

Lara llamó a los comentarios de Clinton un “cambio de paradigma”, señalando lo rápido que entró el enfoque de California a la conversación política nacional.

“Cuando comencé a promover el cuidado de la salud para todos, a menudo se me dijo que mi visión era demasiado ambiciosa y necesitaba tomar un enfoque más gradual”, dijo. “Con los candidatos demócratas nacionales tomando nota de lo que estamos haciendo en California, estoy seguro de que el apoyo público continuará creciendo en todo el país”.

Lara y otros defensores dicen que el proporcionar cobertura para los inmigrantes indocumentados es inteligente, porque a menudo terminan en las salas de emergencia, acumulando facturas más grandes que si hubieran recibido cuidado médico de rutina antes.

Los críticos dicen que las acciones como aquellas emprendidas en California sobre la atención médica están agravando el problema de las personas que vienen a los Estados Unidos de forma ilegal.

El portavoz de la Federación para la Reforma Migratoria Estadounidense, Ira Mehlman, citó un informe del 2009 de la Oficina de Presupuesto del Congreso que encontró que la ampliación del cuidado preventivo generalmente conduce a mayores, no menores, gastos.

En California, algunas propuestas para ampliar la atención médica a las personas que carecen de estatus legal han sido valoradas en más de $1 millón de millones de dólares. “Parece que a veces se quedan hasta tarde ahí en Sacramento ideando nuevos beneficios, servicios y protecciones que puedan proporcionar a las personas que se encuentran en el país ilegalmente, incluso mientras están recortando todo tipo de cosas para todos los demás”, dijo Mehlman.

Bajo la Ley de Cuidado de Salud Asequible, los residentes legales, dependiendo de sus ingresos, pueden adquirir su seguro través de los nuevos intercambios de seguros médicos de Obamacare utilizando subsidios proporcionados por el gobierno, o pueden inscribirse para recibir cobertura a través de Medicaid, el programa federal de salud para los pobres.

Sanders ha expresado su amplio apoyo por extender la cobertura de salud para las personas que se encuentran aquí ilegalmente, llamándolo un derecho fundamental. Aproximadamente 36 millones de residentes estadounidenses no tienen seguro médico, y de ellos, 6 millones se encuentran aquí ilegalmente, de acuerdo a los datos de Gallup y el Instituto de Política Migratoria.

El ex gobernador de Maryland, Martin O'Malley, quien también se está postulando para la nominación demócrata, ha propuesto permitir que aproximadamente 5 millones de inmigrantes que son elegibles para la inmunidad temporal en contra de la deportación tomen ventaja de los subsidios del gobierno y adquieran cobertura médica a través de los intercambios se seguros médicos o se inscriban para los programas de Medicaid.

El martes, Clinton acordó que los inmigrantes indocumentados deberían poder adquirir  cobertura a través de los intercambios. Pero se detuvo antes de decir que se les debe ofrecer  subsidios pagados por los contribuyentes.

“Sería muy difícil de administrar”, dijo Clinton. “Necesita ser parte de una reforma migratoria integral, cuando finalmente lleguemos a ella”.

Los expertos dijeron que sin proporcionar subsidios, la apertura de los intercambios de seguros médicos es sobre todo un cambio simbólico, en parte porque muchas personas que viven aquí de forma ilegal no serían capaces de pagar las primas del seguro por su propia cuenta.

“Básicamente estás diciendo, ‘Sí, puedes ir a la tienda y comprar cosas también. No te mantendremos fuera de la tienda”, dijo Leighton Ku, profesor de política de salud de la Universidad George Washington.

La postura de Clinton probablemente no será popular en muchas partes del país, en donde los líderes políticos están en contra del Obamacare.

Y eso significa que probablemente tendrá que ajustar su postura durante las elecciones generales -- una táctica común en la política presidencial, dijo Pitney, profesor de Claremont McKenna.

“Creo que cada investigador de la oposición republicana ha notado esta declaración”, dijo.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
86°