LA Times Español

Encuentran gusanos en la sopa y en la nariz de un paciente en un hospital de Riverside

Un hospital de Riverside ha sido acusado de varias violaciones de salud,

El lunes, los trabajadores de la salud con SEIU UHW presentaron una queja con el Departamento de salud pública de California, alegando que Parkview Community Hospital realizaba operaciones en condiciones inseguras e insalubres.

“La gerencia en Parkview Community Hospital está socavando la institución hasta el punto donde es una lucha la atención segura de los pacientes”, Willie Conley, empleado del hospital expuso en una declaración sindical.

"Hemos expresado una serie de inquietudes y creemos que el público debe entender lo que está sucediendo detrás de las puertas del hospital para que rápidamente se pueda tomar una acción correctiva", continuó la declaración.

El sindicato alega que en abril, un empleado encontró gusanos en la sopa de lentejas que se le sirvió al personal y a pacientes en la cafetería del hospital. Los gusanos, según dijeron, también se encontraron en la boca y la nariz de un paciente. Un trabajador en la unidad de cuidados intensivos del hospital realizaba el cuidado bucal en el paciente cuando los gusanos fueron encontrados.

David Silver, portavoz del hospital dijo que las denuncias eran falsas, y una investigación de parte de salud pública " lo mostrará".

"Es totalmente falso; están mintiendo", apuntó Silver.

Miembros del sindicato también declararon que los pacientes con lesiones menos graves fueron obligados a sentarse en sillas y esperar durante largos períodos en los pasillos de la sala de emergencias debido al congestionamiento de personas. Mientras tanto, recibieron tratamiento básico en las estaciones temporales e insalubres de tratamiento rápido,  dijo el sindicato.

Los trabajadores del hospital alegaron que el hospital utiliza vehículos no certificados para el transporte de pacientes, tiene problemas con el generador y maneja equipos peligrosos.

En 2009, funcionarios de salud pública investigaron el hospital después de que un cirujano le extirpó el riñón equivocado a un paciente. Según funcionarios de salud pública, el cirujano no tenía  los privilegios adecuados para realizar la cirugía de riñón, y los administradores del hospital nunca revisaron su expediente.

Finalmente, el hospital fue multado con $50.000 por ese incidente.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí

 

 

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
92°