Acusan de asesinato al padre del menor desaparecido hace dos meses

Detienen bajo sospecha de asesinato al padre del menor desaparecido hace dos meses

El hombre de South Pasadena que fue arrestado bajo sospecha de asesinar a su propio hijo de 5 años de edad que se encontraba desparecido desde hace dos meses, estaba a punto de huir al extranjero, informo el Departamento del Sheriff de Los Ángeles.

Los investigadores descubrieron que Aramazd Andressian se había pintado el cabello, se había cortado la barba y estaba haciendo planes para escapar a un país en el que podría evitar la extradición a Estados Unidos, informaron las autoridades durante una conferencia de prensa. No se mencionó el país al que estaba planeando viajar.

Las autoridades dijeron que habían estado vigilando a Andressian mientras estuvo “socializando” en Las Vegas durante 47 días, desde que desapareció el menor. Aramazd Andressian ha estado desaparecido desde hace poco más de dos meses, a pesar de la intensa búsqueda que han hecho las autoridades desde su casa hasta Santa Barbara.

“Sus actitudes no correspondían a las de un padre sufriendo la pérdida de un hijo”, dijo Joe Mendoza, teniente del Departamento del Sheriff, refiriéndose al papá.

La Fiscalía de Los Ángeles levantó cargos de asesinato contra Andressian, de 35 años de edad el pasado viernes, a pesar de que el cuerpo del menor no ha sido localizado.

La fiscal Jackie Lacey dijo que su oficina ha ganado casos de asesinato aun en sirtuaciones en el que el cuerpo está desaparecido, y mostró su confianza de que tiene un caso fuerte en contra de Andressian, “quien cometió ese horrible crimen”.

“Todos los casos criminales que involucran a un niño son horribles”, dijo Lacey, pero “este en particular es terrible”.

El detective de homicidios del Departamento del Sheriff, Louie Aguilera dijo que él y su compañero han permanecido en contacto con la madre del menor durante toda la investigación. El detective leyó un comunicado en voz alta que ella les entregó donde dice que el sobrenombre del menor era Piqui.

“Me duele el corazón, voy a extrañar a mi hijo inmensamente cada segundo de mi vida por el resto de mi vida”, dijo Ana Estévez en su comunicado. “Piqui era todo en mi vida, y no puedo imaginarme el vacío de no estar juntos”.

El arresto ocurrió después de una intensa búsqueda del menor que se extendió desde su casa hasta Santa Barbara y el condado de Orange. Las autoridades no han informado si encontraron el cuerpo del menor o si tienen alguna evidencia a que les haya llevado a realizar el arresto.

Aramazd Andressian fue arrestado por detectives del Departamento del Sheriff de Las Vegas. El sospechoso se encuentra detenido con una fianza de 10 millones de dólares y se espera que sea trasladado a Los Ángeles esta semana.

Su hijo, Aramazd Andressian Jr., fue visto por última vez el 20 de abril junto a su padre, quien inicialmente fue detenido por poner en peligro a su hijo y por secuestro, aunque fue dejado en libertad por falta de pruebas en su contra. Adressian dijo a los investigadores que llevó a su hijo a la zona recreativa del Lago Cachuma, en el condado de Santa Barbara un día después de que el niño fuera visto por última vez, pero no hay ninguna evidencia de que el niño haya estado en ese sitio.

Los detectives han dicho que Andressian, quien contrató  ya a un abogado, ha hecho confesiones contradictorias e inconsistentes y se ha negado a colaborar en la investigación.

Andressian fue encontrado inconsciente en un parque del sur de Pasadena el pasado 22 de abril, el día en que se suponía que debía regresar a su hijo a su ex esposa en San Marino.

La madre del menor notificó a la policía y les dio una descripción del vehículo de su ex esposo, un BMW gris modelo 2004, de acuerdo al Departamento de Policia de South Pasadena. Los agentes descubrieron el auto y fue llevado esa misma mañana a la estación de policía.

La madre dijo a los investigadores que ella entrego al niño a su padre a las 8 de la mañana del 15 de abril en Baldwin Park, informaron las autoridades.

La pareja está en proceso de divorcio, pero tenían custodia compartida del menor.

Desde la desaparición del menor, los investigadores han revisado cuidadosamente la casa de Andressian, y la madre del niño ha hecho numerosos llamados al público para que le ayuden a encontrar al menor.

La policía también ha revisado un parque en South Pasadena y ha pedido órdenes de cateo para revisar la casa de la abuela en Montebello.

El niño perdido es descrito como un menor de 55 libras de peso, blanco de cabello y ojos de color café. Las autoridades han ofrecido una recompensa de 20,000 dólares a quien ofrezca información acerca de su paradero.

Copyright © 2017, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
71°