La política de las matemáticas: ¿Es necesario el álgebra para obtener un título universitario?

La política de las matemáticas: ¿Es necesario el álgebra para obtener un título universitario?

Si no puede simplificar la siguiente operación, es probable que el estado no le permita graduarse de un colegio comunitario:

Los problemas de álgebra como éste están en el centro de una disputa sobre el nivel de matemáticas que se considera necesario para obtener un diplomado o para transferirse a una universidad para una carrera de cuatro años. El fracaso en álgebra intermedia ha sacado del juego a decenas de miles de estudiantes universitarios que asisten a colegios comunitarios de California cada año, manteniéndolos en un limbo que provocó crecientes críticas a los requisitos de matemáticas estatales (y de gran parte de la nación).

¿Cuán necesario es el álgebra intermedia, un curso a nivel de escuela preparatoria sobre factores de trinomios, representación gráfica de funciones exponenciales y memorización de fórmulas que la mayoría de quienes no estudian matemáticas ni ciencias raramente utilizarán en la vida cotidiana o en el resto de la universidad? Un número creciente de educadores han desafiado este estándar de oro largamente valorado en California, particularmente en un momento en que los colegios con títulos de dos años están presionados para mejorar las tasas de graduación. Más de tres de cada cuatro estudiantes de colegios comunitarios en California no pueden aprobar el examen de colocación y se ven obligados a tomar uno, dos o más semestres de clases correctivas de matemáticas. Desalentados o frustrados, la mayoría abandona antes de obtener un título.

¿El sistema necesita cambiar? De ser así, ¿cómo? Aquí algunas sugerencias.

¿Cuál es el requisito actual?

Para trasladarse a la Universidad Estatal de California, los estudiantes universitarios comunitarios generalmente deben mostrar evidencia de poder completar un curso de razonamiento cuantitativo aprobado con "un requisito previo de álgebra intermedia explícita".

En 2009, el sistema de Colegios Comunitarios de California aumentó su mínimo de álgebra elemental y también comenzó a requerir competencias matemáticas demostradas al nivel "típicamente conocido como Álgebra Intermedia... u otro curso de matemáticas del mismo nivel, con el mismo rigor". La iniciativa fue liderada por el senado académico, que argumentó que requerir sólo álgebra elemental para un diplomado era enviar el mensaje equivocado a los estudiantes de preparatoria, que ya estaban haciendo el equivalente, y las universidades, que requerían el nivel intermedio para la admisión de transferencia.

“En nuestra mente, era académicamente insoportable que uno necesitara [álgebra elemental] para graduarse de preparatoria, y luego, después de dos años de universidad y con un diplomado, el nivel de matemáticas sea el mismo”, afirmó Ian Walton, quien fue presidente del senado académico cuando se adoptaron los estándares de graduación.

Pero Walton y sus colegas esperaban que la frase abierta de “u otro curso de matemáticas al mismo nivel, con el mismo rigor” impulsaría nuevas ideas y cursos alternativos para ayudar a los estudiantes a alcanzar ese nivel más alto de razonamiento cuantitativo, en particular a aquellos que siguen carreras que no necesariamente usan el álgebra tradicional. Pero muchas innovaciones han resultado polémicas.

Entonces, ¿de qué se trata el debate?

“Mientras que la intención ha sido aumentar el logro, las altas expectativas del álgebra han aumentando la inscripción en las clases correctivas de matemáticas”, según un informe de 2015 ampliamente citado, creado por Pamela Burdman y publicado con LearningWorks y Policy Analysis for California Education. “La visión de millones de universitarios gastando tiempo y dinero en material para la escuela preparatoria es inquietante para los que formulan las políticas, los padres y los estudiantes por igual; aún más porque la investigación ha revelado que estos cursos no tienen efectos positivos en términos de éxito estudiantil”.

Numerosos intentos en todo el estado para proporcionar más ayuda de recuperación o tutoría adicional han fracasado en gran medida. Los enfoques radicalmente diferentes, centrados en las estadísticas, la informática, el análisis de datos y otros planes de estudio más aplicables a, digamos, las ciencias políticas o la psicología, han sido criticados por falta de rigor y garantía de que serían aceptados en una universidad de cuatro años. Otros argumentan que el álgebra intermedia es un camino necesario para carreras de ciencia, ingeniería y matemáticas, con pagas más altas.

“Hay profesores de matemáticas que han enseñado durante 35 años y creen apasionadamente en el álgebra intermedia. Y hay profesores nuevos y jóvenes que creen igual de apasionadamente en todos los nuevos experimentos sobre ‘¿Cómo podemos hacer que los estudiantes tengan más éxito?’”, argumentó  Walton. “Y el problema es que a menudo se ‘diluye’ el currículo y la calidad”.

¿Por qué álgebra?

Durante décadas, el currículo estándar de matemáticas de la escuela preparatoria y la universidad en los EE.UU. se basó en dos años de álgebra y un año de geometría, lo cual prepara a los alumnos para tomar finalmente cálculo. Este camino se originó con requisitos de ingreso a Harvard y otras universidades de élite, según el informe de Burdman, y "se solidificó después del lanzamiento del satélite soviético Sputnik, que motivó reformas en las ciencias de los Estados Unidos y la educación de ingeniería, para impulsar las proezas tecnológicas de la nación”.

Muchos están de acuerdo en el valor fundamental del álgebra elemental para todos -aprender los conceptos básicos de usar variables para representar cantidades abstractas y entender lo que sucede cuando se manipula un lado de un signo igual; enseñar a los estudiantes a pensar críticamente y de forma más abstracta-. El álgebra intermedia se basa en estos conceptos, pero es más técnico y específico; algunos críticos han comparado esto con el estudio del latín, que ha perdido su relevancia como requisito universitario para todos.

¿Cuáles son otras formas posibles de obtener habilidades de razonamiento cuantitativo a nivel universitario?

Algunas escuelas, como Pierce College y College of the Canyons, han experimentado con programas como el Statway, de la Fundación Carnegie, y los desarrollados por el California Acceleration Project, cursos de estadística y análisis de datos diseñados para carreras no universitarias ni de ciencias, como una manera de obtener un razonamiento cuantitativo de nivel universitario sin quedar atrapado en cursos de recuperación sin créditos o en completar un curso de álgebra intermedia tradicional. Los partidarios de este enfoque han observado que los estudiantes encuentran el material más atractivo y más inmediatamente útil en las encuestas políticas, en el análisis de los datos deportivos o para comprender la metodología de la investigación.

Otras casas de estudio han explorado maneras de racionalizar o acelerar la secuencia aritmética-álgebra intermedia al acortar el número de requisitos del curso, integrando tutoría adicional y ejercicios guiados, o sumando un componente en línea.

¿Qué piensa Cal State sobre todo esto?

Los administradores de Cal State se mostraron abiertos a la exploración de caminos alternativos para algunas de las principales carreras: como piloto, el sistema ha aceptado algunos alumnos de transferencia que completaron el programa Statway, y algunos campus están actualmente probando el enfoque estadístico para sus propios alumnos de matemáticas.

Este piloto no fue aprobado sin debates: en 2015, las cátedras de matemáticas de los 23 campus de Cal State publicaron una resolución criticando el enfoque. El senado académico formó un grupo de trabajo, más adelante ese año, para repasar los requisitos existentes de matemáticas y para entender mejor Statway y otras alternativas.

Hasta cierto punto, la discusión con los profesores ha evolucionado hasta determinar qué carreras requieren de álgebra intermedia y cuáles son más flexibles para considerar otra alternativa.

En una reciente declaración conjunta, Cal State y los funcionarios de colegios comunitarios afirmaron: “Algunos programas de grado de CSU requieren claramente la competencia en álgebra intermedia. Para otros, los cambios recientes y futuros de políticas relacionadas con el razonamiento cuantitativo requerirán una revisión más profunda... Esperamos compartir este trabajo intersegmental continuo, basado en el respeto mutuo, el interés y el compromiso profundamente compartido por la equidad y el éxito de todos estudiantes”.

Traducción: Diana Cervantes

Si quiere leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2017, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
65°