Es Yuri buena para adornar, mala para cocinar

Esta época navideña Yuri se pone más generosa que nunca, le encanta comprar regalos, consentir a su marido y a su hija, pero hay algo que parece imposible para ella: ¡cocinar!
La cantante disfruta al máximo estos días rodeada de sus seres queridos y le fascina cenar delicioso la noche del 24 de diciembre, pero que la comida lo haga alguien más porque para eso está negada.

"Si yo me pongo a rellenar el pavo... todos vomitan", expresa entre risas Yuri.
Usualmente sí se mete a la cocina, pero para hacer otro tipo de platillos. Los navideños nada más no se le dan.

"No soy buena (para la cocina), o sea, sí cocino de vez en cuando, pero arrocito, pollito estofado, a este tipo de cosas sí le entro porque tampoco tengo cocinera, por ejemplo, pero a lo de Navidad a eso sí de plano nada más no", aseguró.

"Está bien que me encanta ese día y pasarla genial todos reunidos, pero no es para tanto (como para cocinar)".

Generalmente en Noche Buena come de todo, aunque tiene precauciones porque hay platillos de esta época que le caen mal.

"Como pavo, bacalao; romeritos no porque esos me dan chorrillo", expresó a su estilo la veracruzana.

En donde sí mete mano es en la decoración; le gusta poner el árbol de Navidad con su hija Camila.

"El pino sí y sobre todo ahora que tengo hija, acabo toda cansada, pero sí lo hago..., nos ponemos a poner el pino y todo lo decoro de acuerdo a la Navidad, mira que hasta el papel de baño con olor a pino... ¡zas!", dijo a carcajadas la jarocha.

Como cristiana mencionó que no sigue ningún ritual porque ya tiene todo lo que podría esperar de la vida.

"El día 31 mis calzones son del reno porque eso de amarillo o rojo no, yo ya tengo suerte porque soy una mujer feliz, tengo un matrimonio, una hija, no necesito calzones amarillos ni rojos, pero sí me pongo pijama de reno y Santa Clos", mencionó Yuri.

"Todas estas cosas aunque son gringas, porque como lo tenemos aquí al lado es imposible no agringarnos, aunque también hay cosas muy mexicanas que me encantan de la Navidad".

A descansar
En medio de su tour Tan Cerquita, Yuri hará una pausa de tres semanas para descansar y estar con la familia los días de fiesta.

"He estado trabajando mucho, he andado imparable, pero estas fechas son sagradas, siempre las he reservado para estar con los míos, pasarla juntos y agradecer a Dios por sus bondades. Ya después en enero, si Dios quiere, nos volvemos a poner las pilas y seguiremos de tour por todos lados", dijo Yuri.

"Me ha ido increíble con este tour con el que seguiremos el próximo año, hay muchos planes y muchos deseos que esperamos se hagan realidad".

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group