Florece la solidaridad en los Grammy

La realeza musical se solidariza también con el movimiento #TimesUp, iniciado con la alcurnia cinematográfica, y lo mostró en la alfombra roja de los Grammys. 

Por sugerencia de los directivos de casas discográficas y talentos influyentes, diversas celebridades portaron una flor blanca en señal de apoyo al movimiento que iniciaron Reese Whiterspoon, Shonda Rhimes y Kerry Washington, entre otras figuras, para promover un ambiente de trabajo laboral sano y en contra del abuso al género femenino.

Por eso, anoche en la pasarela del Madison Square Garden, la mayoría de los asistentes a la premiación musical más vista del año se sumaron al movimiento.

Lady Gaga, Nick Jonas, Camilla Cabello, Kelly Clarkson, Sam Smith, The Chainsmokers, SZA, CArdi B, Sarah Silverman, Anna Kendrick, Imagine Dragons, Khalid, James Corden, Kendrick Lamar, Ne-Yo y Rita Ora, desfilaron a su llegada comprometidos con la causa.

Lana del Rey lo hizo con una flor integrada a su pulsera en la muñeca, mientras que Miley Cyrus optó por una gran rosa blanca que incluso mordió para la foto, mientras que Camila Cabello cargó con tres diminutas rosas en la mano derecha junto con su bolso.

P!nk y su hija, Willow Sage, destacaron en el apoyo a la iniciativa.
"Es importante explicarle a una niña el por qué de este tipo de movimientos, lo que significa la solidaridad, lo que significa para el abuso, decirle qué es un ambiente sano de trabajo y qué no es.

"Los niños son muy inteligentes y son los primeros a los que debemos educar, porque son las nuevas generaciones", dijo P!nk a su entrada.
Kesha, quien interpretó "Praying" en la fiesta musical, como símbolo al movimiento en contra de los abusos, incluyó en su atuendo, rosas blancas bordadas, y Jannelle Monáe lo hizo con un saco con flores también bordadas.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
81°