Sebastián Lelio celebra a Chile y a la comunidad ‘trans’ con su triunfo en el Oscar

Pese a que su cinta “Una mujer fantástica” era la favorita para llevarse el galardón a Mejor Película Extranjera, como terminó sucediendo, el director chileno Sebastián Lelio (“Gloria”) entró a la sala de prensa del Oscar todavía sorprendido, sintiéndose, como él mismo dijo, “en Júpiter”.

“Recién lo crees cuando tienes [la estatuilla] en tus manos”, afirmó. “Estoy feliz por todo el equipo y por lo que representa la película, porque ha logrado contribuir a una conversación que es tan urgente como necesaria. Yo no creo en la existencia de gente ilegítima”.

Y es que el filme tiene al frente a una actriz transgénero (Daniela Vega) que interpreta a una mujer igualmente transgénero enfrentada a la intolerancia de la sociedad conservadora de su país. “Yo vivo ahora en Berlín, pero en Chile, ha habido una lucha larga para lograr que el estado reconozca la existencia de las personas transgénero”, precisó el realizador. “Ahora nos enfrentamos a un nuevo gobierno que es muy de derecha, lo que va a ser un paso para atrás; pero ojalá que este triunfo ayude a que el tema obtenga más relevancia”.

Cuando se le pidió que diera un mensaje a sus compatriotas y la comunidad LGBTQ, Lelio afirmó que le cuesta mucho hablar en esos términos, pero que le parecía “un honor haber representado a mi país y a la lengua española”. “Creo que como sociedad humana estamos pasando una crisis que tiene que ver con los límites de la empatía”, comentó. “Hay muchos que siguen hablando de personas ilegítimas, de amores ilegítimos; ¿quién les da derecho a trazar esa línea? Es una discusión que no se limita a los latinos, y de la que hay que hacerse cargo desde una posición de amor y no de miedo”.   

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
78°