BBVA mantiene pronóstico de crecimiento para México a pesar de sismos y TLCAN

El grupo financiero BBVA Bancomer mantuvo hoy el pronóstico de crecimiento de México en un rango de entre 2,1 % y 2,2 % para este año, pese a la incertidumbre que genera el TLCAN y el impacto económico de los sismos y huracanes que azotaron el país en el tercer trimestre.

"El crecimiento negativo del tercer trimestre se debe a desaceleración del mercado interno y al impacto negativo de sismos y huracanes. Prevemos una recuperación en el cuarto trimestre, de tal manera que el crecimiento del año finalice entre 2,1 % y 2,2 %", indicó la filial en México del español BBVA en un boletín.

En el informe "Análisis y Perspectivas de BBVA Bancomer", destacó que en México la economía tuvo una contracción en el tercer trimestre del año "por una menor dinámica en el consumo, que a su vez obedece al aumento transitorio en la inflación, y por la caída en la producción petrolera y de la construcción".

Aunada a esta desaceleración, se dio un impacto negativo debido a los huracanes y a los sismos de septiembre, afirmó la institución financiera.

No obstante, el banco prevé que en este último trimestre del año habrá un "rebote" impulsado por la recuperación del comercio y el inicio de los trabajos de reconstrucción de las miles de infraestructuras y viviendas dañadas por los terremotos de septiembre, que dejaron 471 muertos.

Para el 2018, sin embargo, hay dos factores de riesgo a considerar: la posibilidad de un deterioro en la relación comercial entre México y Estados Unidos y la incertidumbre alrededor de la elección presidencial en 2018.

"Estimamos que una posible ruptura del TLCAN no afectaría de manera generalizada los flujos de comercio. (...) No obstante, sí tendría un efecto negativo en la inversión y en sectores focalizados como la producción de vehículos para el transporte de mercancías", indicó.

Otro tema que preocupa a la entidad financiera es la propuesta de reforma fiscal que contempla una reducción en la tasa del impuesto a la renta corporativa de 35 % a 20 % en Estados Unidos, si bien el banco consideró que México tiene suficiente competitividad para resistir esta rebaja de tasas en el país vecino.

El tipo de cambio, que este lunes cerró en 19,10 unidades por dólar, se deprecia por el "deterioro en las negociaciones" del Tratado de Libre Comercio (TLCAN)", indicó el banco.

La inflación, muy lejana a la meta del Banco de México del 3 %, seguirá una "trayectoria descendiente", para cerrar el año en el 6,2 %, estimó.

Positivamente, la deuda como porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB) disminuirá por primera vez en una década, quedando en el 48 %.

México se beneficia por la consolidación del entorno global en los últimos meses.

Según la primera entidad financiera de México, el crecimiento global se acelera hasta el 3,4 % en 2017-18, lo que implica una revisión al alza de alrededor de dos décimas.

Copyright © 2017, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
57°