Trump anuncia nuevos nombramientos, aunque sigue el suspense en puesto clave

El presidente electo, Donald Trump, anunció hoy dos nombramientos claves de su próximo Gobierno, pero se mantiene el suspenso sobre a quién elegirá como secretario de Estado y si Mitt Romney ganará el pulso para ocupar ese puesto.

Trump dio a conocer que el congresista Tom Price estará en la cartera de Salud, un departamento que se encargará de cumplir la promesa electoral de Trump de eliminar un amplio programa de seguro médico impulsado por el presidente saliente, Barack Obama.

Además, designó a Elaine Chao como titular del Departamento de Transporte, un puesto que jugará un importante papel en los esfuerzos del magnate neoyorquino para lanzar un vasto programa de infraestructuras.

Ambos nombramientos fueron confirmados antes de que Trump se reuniera para cenar con el excandidato presidencial republicano Mitt Romney, con el que cruzó serias críticas durante la campaña electoral y a quien quiere reclutar como jefe de la diplomacia.

Ya desde el 20 de noviembre, el vicepresidente electo, Mike Pence, dijo que Romney estaba siendo considerado como futuro titular de la Secretaría de Estado, pero desde entonces ha habido fuertes pugnas internas por este motivo, y algunas han salido a la luz.

"Yo estoy totalmente por la unidad del partido, pero no estoy segura de que el precio a pagar por ella sea el puesto de secretario de Estado", afirmó el domingo pasado a la cadena CNN la exdirectora de campaña de Trump Kellyanne Conway.

"Ni siquiera sabemos si Mitt Romney votó por Donald Trump", agregó Conway, una de las figuras más visibles en el equipo de transición próximo a Trump y que, desde entonces, ha bajado el perfil.

Según medios locales, Trump quedó "furioso" por esas declaraciones de Conway y cree que puede estar impulsado su propia agenda política, en lugar de la de Trump, quien ha intentado limar algunas asperezas surgidas durante la campaña electoral.

En ese entonces, Trump echó en cara a Romney que en las elecciones de 2012, en las que representó a los republicanos, Romney fue un "candidato horrible y fallido". Previamente, Romney había llamado a Trump un "fraude" y un "farsante".

Pero Trump se reunió con Romney el pasado 19 de noviembre, y hoy volvió a reunirse con él en un restaurante de Nueva York, para una cena privada de la que no se ha informado el motivo concreto ni los resultados que se pueden esperan.

A falta del papel que pueda tener Romney en la futura Administración Trump, si al final lo tiene, la designación de Price y de Chao para los dos puestos, que requieren de ratificación del Senado, permite ir completando el rompecabezas gubernamental.

Price tendrá ante sí la tarea de definir qué esquema reemplazará al llamado programa "Obamacare", impulsado por Obama para facilitar un seguro de salud a millones de estadounidenses y con el que empleó una gran cuota de energía para que lo aprobara el Congreso.

A la postre, este programa ha sido una de las principales dianas de Trump para lanzar sus dardos contra el Gobierno de Obama.

Price, médico de profesión y presidente del Comité del Presupuesto en la Cámara de Representantes, es un "experto en políticas de salud", según informó Trump en el comunicado en el que se dio cuenta de esa elección.

"Está excepcionalmente calificado para dirigir nuestro compromiso de derogar y reemplazar (el programa) Obamacare y ofrecer un plan de salud asequible y accesible a todos los estadounidenses", agregó el presidente electo.

Price se ha destacado, entre otras cosas, por su feroz oposición al programa "Obamacare", el nombre con el que los republicanos bautizaron un plan surgido a raíz de la Ley de Protección al Paciente y de Cuidado de Salud.

A Chao, por su parte, le tocará dirigir los esfuerzos oficiales para la misión "reconstruir" la infraestructura del país "de una manera responsable" en cuanto al uso de fondos públicos, dijo Trump al anunciar su nombramiento como secretaria de Transporte.

Ya fue subsecretaria de Transporte durante el Gobierno de George W. Bush (2001-2009) y también ocupó el puesto de secretaria de Trabajo en ese Gobierno. Está casada con Mitch McConnell, jefe del Partido Republicano en el Senado.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
59°