Así vivió en 1978 José Ramón Fernández su primer Mundial en medio del conflicto político en Argentina

Cualquier periodista deportivo interesado en el futbol tiene en sus deseos el asistir a un Mundial.

Para José Ramón Fernández, su sueño se cumplió en 1978 a sus 39 años, en un Mundial en el que Argentina era el anfitrión. En ese entonces, cuando trabajaba para el Canal 13 de México, que luego fue Imevisión y posteriormente TV Azteca, el Mundial argentino había llegado en medio de una tormenta de problemas políticos.  

“Argentina era el gran favorito pero había una dictadura militar muy fuerte en ese país”, rememoró 'Joserra' a HOY Deportes durante una visita a las instalaciones de ESPN en la Ciudad de México. “Era un país muy controlado, te sentías vigilado constantemente, no podían andar dos personas solas de noche”.

Argentina pasaba por un período de “terrorismo de Estado” y que terminó con la dictadura del Proceso de Reorganización Nacional, que estuvo al poder entre 1976 hasta 1983, cuando fue reinstaurada la democracia. Alrededor de 30,000 personas desaparecieron durante ese tiempo.

“Estábamos en la esquina del hotel platicando un compañero y yo”, recordó el oriundo de Puebla.  “Llegaron dos personas que nos pusieron las luces de frente, nos preguntaron qué estábamos haciendo y que pusiéramos las manos en la pared. Les dimos las acreditaciones.  Había una señal, que no nos dimos cuenta y estábamos parados en lo que era aparentemente un museo militar… nos devolvieron al hotel para verificar que estábamos registrados en el hotel y nos dejaron ir”.

Momentos dolorosos en Argentina

A pesar del mal momento que precisaba el país, el conductor deportivo de programas como Cronómetro, Los Capitanes y Futbol Picante, no pensó en abandonar el Mundial en medio de un también abrumador invierno. 

“Me fui una vez de Buenos Aires a Córdoba en tren”, contó. “Se equivocaron y me sacaron segunda clase con las gallinas hasta arriba, en donde escuchabas ‘sándwich, sándwich’ (risas). Pero la pasamos muy bien, ese fue el primer Mundial que cubrí”.

Fernández estuvo presente en todos los partidos de México, en un grupo que según “era fácil”, pero el Tri terminó por tener la que es considerada hoy como la peor participación de su historia.

México, que era dirigida por José Antonio Roca, perdió contra Túnez 3-1, Alemania 6-0 y Polonia 3-1.  Pero lo que más le dolió al periodista fue un momento que lo marcaría por siempre, pues no pudo estar presente “en el nacimiento de mi hijo mayor, que nació cuando estaba narrando el partido de México contra Alemania”.

Otros mundiales...

Desde ese campeonato de Argentina, que fue liderado por su ahora colega en ESPN, Mario Kempes, fue testigo de grandes momentos históricos como la famosa “Mano de Dios” del argentino Diego Armando Maradona en México 86 contra Inglaterra.  En ese mismo juego de Cuartos de Final, Maradona anotó uno de los mejores goles de la historia.

Entre su baúl de recuerdos, Fernández también tiene el de Estados Unidos 94 como de los más especiales a nivel personal, ya que a su equipo de comentaristas se unió un grande: Edson Arantes Dos Nascimento ‘Pelé’.

“Estuvo con nosotros en el partido de México-Irlanda, en Washington, [César Luis] Menotti y Pelé, juntos”, detalló.  “‘Pelé’ llega un poco tarde y le pregunta a Menotti: ‘flaco, dime cómo juega México’ y él le explica cómo juega México justo antes de comenzar el partido (risas)”.

Fernández no falló a ningún Mundial, aunque en 2006 cambió el rumbo de su carrera.

“El dueño de la empresa me dice ‘te vamos a dejar tranquilo un poco, continuas con nosotros en otra posición’”, describió. “Al tiempo conozco a Rodolfo [Martínez] y me decía ‘vente a ESPN’ y dejé a TV Azteca.  Desde entonces seguí yendo a los Mundiales con ESPN Deportes desde 2010, que fue en Sudáfrica.  Ese lo gana España y contento por mis padres que son españoles”.

Ya son 12 mundiales ininterrumpidos para Fernández y en Rusia 2018 espera alcanzar uno más.

Ve oscuridad en el camino del Tri

Como periodista y analista, Fernández tiene muy en claro su opinión de la actual selección mexicana, sin embargo, cuando se le cuestionó sobre su sentimiento como aficionado, el analista de 71 años, explicó que el futuro del conjunto del colombiano Juan Carlos Osorio las cosas no pintan bien y considera que quizá no llegue a un quinto partido.

“El aficionado es porrista de la selección, el periodista debe ser imparcial”, analizó. “Te toca enfrentar al campeón del mundo y sabes que ya te metió cuatro en la Confederaciones.  Es de los pocos países que hizo la conversión de un equipo veterano a un equipo más joven.  Tiene algunos veteranos del Mundial de Brasil que ganó y los jóvenes que estuvieron en la Copa Confederaciones, que también ganó. Segundo tienes a Suecia, que es más parejo para México y Corea que es el más débil del grupo.  Si México le empata a Suecia y le gana a Corea, puede optar por la clasificación, dependiendo de los goles que hayan recibido con Alemania.  El cruce es lo más difícil, que puede ser Brasil”.  

Sobre las divididas opiniones que guardan sobre el entrenador del Tri, Fernández describió el problema que considera vive la afición y el periodismo mexicano en la actualidad.

“En México hay un problema, el aficionado y el periodista, quieren que la selección siempre sea dirigido por alguien de México, a pesar de que su liga está llena de extranjeros”, dijo. “Una liga casi de extranjeros, como viste tú en la final de la Liga MX, hubo 20 extranjeros en la cancha, entonces hay cosas que no tienen sentido”.

Sigue a Jad en Twitter, Instagram y Facebook: @jadelreda

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group