El legendario luchador el Matemático será parte de cartelera en Los Ángeles

A Roberto García Pedroso, la vida le presentó la oportunidad de involucrar sus habilidades en la lucha libre, con movimientos precisos, calculados e ingeniosos, como las de un “matemático”.

La matemática es una ciencia en la que, entre muchas otras, el análisis, precisión y lo abstracto hacen parte de ella.  Estos conceden diversas fórmulas para encontrar soluciones a cualquier problema en distintos aspectos de la vida.

Él cambió la manera como se luchaba, pues se le acredita el ser el primero en lanzarse desde la tercera cuerda haciendo acrobacias aéreas arriesgando su físico y hasta su vida.

“Me tocó el momento de hacerle un cambio, una nueva forma de luchar”, dijo el luchador a HOY Deportes. “Usaba mi capacidad de ser acróbata y a la gente le gustaba.  Habían periodistas que no me bajaban de cirquero pero el dueño de la arena me decía ‘mientras que me llenes el lugar, tú sigue haciendo lo que te dé la gana’ y con el tiempo la lucha cambió… veo Matemáticos por todos lados”.

Con 70 años de edad, el Matemático es un histórico de la lucha libre mexicana que aún vive la pasión de las cuerdas.  

Aunque dice mantener un buen estado físico, Pedroso ya no es parte de las luchas en el cuadrilatero, pero hace apariciones especiales como la que tendrá en la cartelera del empresario Jorge Román y su compañía Fuerza Mexicana de Lucha Libre (FMLL) en el Florentine Gardens de El Monte el próximo 22 de octubre (5:30 p.m.).

“Tengo muchos años yendo a Los Ángeles y aunque no peleo mucho ya, acepté la invitación del señor Román para participar en este evento, porque podría ser la última vez que vengo”, dijo Pedroso.  “Son presentaciones con luchadores de talla internacional y la gente gozará cuando vean la calidad de estos profesionales”.

Pedroso recordó a su padre como la figura más importante para iniciar su camino por la lucha libre.

“Mi padre, mis tíos, hacían lucha”, contó. “Mi papá me llevaba a entrenar desde que tenía cinco años, no me gustaba pero poco a poco me encajó y ya después lloraba cuando no me llevaba. El virus de la lucha desde entonces estuvo conmigo desde muy niño”.

Sin embargo, fue un momento que vivió junto a su tío que le marcó el apodo que lo llevó a ser reconocido como quién es hoy. 

“Entrenaba con mi tío Huracán Ramírez para una película que estaba filmando”, recordó.  “Él me pidió hacer algo de acrobacia para una película y estaba un periodista muy famoso en ese tiempo, José Luis Valero. Me vio haciendo las cosas y me preguntó ‘oye, ¿con qué nombre luchas?’.  Le dije que no luchaba. Me dijo que hacia las cosas ‘muy matemáticamente y deberías luchar usando ‘El Matemático’’.  De ahí surgió seis meses después el Matemático… de esto hace más de 50 años”.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
58°