De la Torre: 'Tarde o temprano toda la mafia que rodea al fútbol tenía que caer'

La FMF condena la corrupción, pero ni el organismo ni sus directivos se pronunciarán sobre el escándalo

El escándalo que se está viviendo en la FIFA era algo esperado.

Alberto de la Torre, ex presidente de la FMF, comentó que luego de que Chuck Blazer salió del organismo rector, tarde o temprano toda la mafia que rodea al futbol comenzaría a caer.

“El submundo del futbol del que siempre he hablado tiene que empezar a desaparecer, las mafias empiezan a corromper por dentro y se empieza a ensuciar todo el sistema, entonces creo que llegaron a su nivel más bajo Concacaf y Conmebol, y pienso que tiene que venir una reestructuración muy importante en el futbol a nivel Confederaciones”, expresó de la Torre.

“Ya se veía venir, al correr de Concacaf y de la FIFA al principal corrupto de Concacaf que era el señor (Chuck) Blazer, él fue y dijo todo lo que sabía de los demás de las corrupciones que hacían entre ellos, entonces creo que si realmente hubo corrupción en el seno del comité directivo de FIFA, comité ejecutivo de Concacaf y Conmebol, pues creo que se debe de castigar a los culpables”, dijo.

Al nombrarle a los directivos implicados en el escándalo de corrupción, De la Torre dijo que no le constaba que todos lo fueran corruptos.

“Les decía que eran los ‘capos’, pero realmente los principales que sentía y que nos hicieron llorar muchas veces fueron Jack Warner y Chuck Blazer, que ahora Blazer parece que está de parte de la justicia”, mencionó.

El ex dirigente del Atlas reconoce que vio cosas raras.

“Cuando quisimos tratar de que saliera Warner de Concacaf, cuando fuimos a una votación, supimos de muchas corrupciones, supimos de mucho manejo que tenían ellos, al perder esta elección dos votos contra 33, porque tenían a todos en la bolsa a base de dádivas y favores, entonces sí fue una Confederación muy corrupta por lo menos lo que me tocó vivir con Concacaf, con Warner y con Blazer”, dijo.

Calla la FMF
La FMF condena la corrupción, pero ni el organismo ni sus directivos se pronunciarán sobre el escándalo en el que están implicados varios directivos de la FIFA.

“En la Federación Mexicana de Futbol estamos comprometidos en proteger la integridad, la ética y la transparencia de nuestro deporte, repudiando todo acto de corrupción.

“La Federación Mexicana de Futbol y sus directivos no emitirán ningún comentario respecto a los hechos acontecidos ”, informó el organismo en un comunicado.

El miércoles, siete directivos de la FIFA fueron arrestados en su hotel en Zurich, ciudad a la que viajaron de cara a las elecciones presidenciales del viernes en las que Joseph Blatter busca un quinto mandato en el organismo.

El Departamento de Justicia de los Estados Unidos los acusa de corrupción a lo largo de las últimas dos décadas. En total, son nueve los directivos de la FIFA que por el momento han sido implicados, en particular de la región americana, entre los que destacan Jeffrey Webb (presidente de la Concacaf) y Eugenio Figueredo, quien presidió la Conmebol entre 2013 y 2014.

El presidente de la FMF, Justino Compeán, es también vicepresidente de la Concacaf. El pasado lunes, anunció su desvinculación de la FMF, al que preside desde 2006 y del que se irá el próximo 31 de julio.

En Zurich están tanto Compeán como Decio de María, quien el 1 de agosto asumirá como presidente de la FMF, además de Fernando Cerrilla, secretario general del organismo.

Nombra Concacaf a presidente interino
Luego de que el presidente de la Concacaf Jeffrey Webb fuera arrestado en Suiza por un caso de corrupción en el futbol, el organismo regional nombró al hondureño Alfredo Hawit como su titular interino.

Hawit, que es el vicepresidente de Concacaf para Centroamérica, estará en el cargo hasta que se puedan celebrar nuevas elecciones.

El dirigente, que también será próximamente el mandamás de la Federación Hondureña de Futbol, dijo a medios de su país que está bien, pero que la FIFA les pidió no hacer comentarios.

Esta es la segunda vez que Hawit toma el mando de la Concacaf de manera interina. En 2011, lo hizo luego de que el presidente en turno Jack Warner, y el vicepresidente Lisle Austin, entonces titular de la Federación de Futbol de Barbados, fueran acusados de corrupción y dejaran sus cargos

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
85°