La afición del Cádiz vuelve a mostrarle su cariño al ‘Mágico’ González

La afición del Cádiz vuelve a mostrarle su cariño al ‘Mágico’ González

El exfutbolista salvadoreño Jorge González Barillas, más conocido como 'Mágico' González, ha recibido este viernes el cariño y la admiración de la afición del Cádiz al volver a vestirse de corto para jugar en el estadio Ramón de Carranza.

El partido amistoso que disputan los veteranos del club amarillo y el equipo 'Los Pachines' ha sido el acto principal del homenaje '60 años de Magia', que conmemora el sesenta cumpleaños del jugador internacional, al que se idolatra en Cádiz tras su paso por el club gaditano en la década de los ochenta.

González ha formado en la primera parte con 'Los Pachines', conjunto compuesto por los futbolistas de El Salvador que le han acompañado hasta Cádiz para esta conmemoración; y en la segunda mitad se vistió con la camiseta del equipo gaditano, lo que propició una atronadora ovación.

Ante un público que ha asistido en gran número al estadio Carranza, Mágico ha vuelto a pisar el césped en el que dio tantas tardes de gloria en su paso por la Primera División española.

Los más pequeños han podido ver de cerca al futbolista del que tanto les han hablado sus padres y abuelos, que han podido recordar aquellas jugadas, regates y goles que les hicieron levantarse de sus asientos cuando Mágico portaba la camiseta con el dorsal '11' del Cádiz, la misma que ha llevado esta noche.

Feliz y emocionado, Mágico González ha compartido de nuevo balón y terreno de juego con quienes fueron sus compañeros. Desde su gran amigo Pepe Mejías a otros jugadores de aquel Cádiz de los ochenta que salvaba la categoría 'in extremis' para seguir entre los grandes de la Liga española.

El guardameta Pedro Jaro, los defensas Jesús 'Chico' Linares, Sebastián López 'Chano', los centrocampistas Ricardo Escobar, Moisés Arteaga... y otros muchos futbolistas que compartieron vestuario con el ídolo salvadoreño.

Mágico González, a sus 60 primaveras, ha dejado muestras de su calidad innata, de ese toque de balón ensalzado por todos los que le vieron y que un día apadrinó el argentino Diego Armando Maradona, entonces el futbolista que ocupaba el trono del fútbol mundial. Sin vanidad alguna, Maradona llegó a decir que había un jugador mejor que él: Mágico González.

En la noche futbolística participaron los hijos de Mágico: Jorge Werner, el mayor, y el joven Jorgito González, que desde su corta edad aspira a convertirse en futbolista profesional. Maestro tiene, y de los buenos.

'Mágico' González adquirió en su etapa de futbolista la condición de mito entre la afición del Cádiz, club en el que jugó en dos etapas (1982-1984 y 1986-1991) y en total seis temporadas en la Primera División española y dos en Segunda.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
66°