Guardado saborea su cuarto Mundial

Guardado saborea su cuarto Mundial

Andrés Guardado sabe que Rusia 2018 podría ser su última oportunidad para hacer historia con la selección mexicana.

"Lo siento como si fuera el primero, y podría ser mi último (Mundial). Pero lo más importante, es mi última oportunidad de ser parte de un equipo que cambie la historia para México, eso es lo que más me motiva", dijo el capitán del Tri a FIFA.com.

Guardado debutó en los Octavos de Final de Alemania 2006, contra Argentina y cuando sólo tenía 19 años.

"Viene el entrenador Ricardo La Volpe y me dice 'juega como si tuvieras la camiseta del Atlas por debajo', que entonces era mi club, 'y haz de cuenta que estás en el Atlas y juega igual'.

"Justo lo escucha Jared Borgetti, que entonces era un referente, y dice 'no, Ricardo, déjalo que se dé cuenta donde está. Pocos jugadores tan jóvenes han conseguido estar en un partido tan importante a su edad. Que se dé cuenta y que lo valore'", reveló el futbolista.

Lamentó que en Sudáfrica 2010 no contara con la confianza del técnico Javier Aguirre.

El mejor episodio que vivió en 2014 fue aquel gol contra Croacia en el que gesticuló que no le temblaban las piernas, tras las declaraciones del DT Niko Kovac.

El volante del Betis, ahora de 31 años, recordó que en sus inicios era un futbolista más explosivo, encarador y definidor.

"Ahora soy un jugador de medio campo, que controla más. Guardo más el equilibrio del equipo. Sigo siendo el mismo en cuestión de hambre, de querer ganar, de querer triunfar en lo individual y en el equipo, eso es lo que me ha mantenido en el máximo nivel", dijo.

ASÍ LO DIJO

"Si me tengo que quedar con algo (del Mundial 2014), es mi gol contra Croacia. Marcar en un Mundial es algo especial y lo voy a recordar toda mi vida".
Andrés Guardado, capitán de la Selección Mexicana.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
71°