Trabajadores latinos están orgullosos de ser parte de construcción de nuevo estadio

En la construcción del nuevo estadio de futbol en el centro de Los Ángeles se puede apreciar mucho esfuerzo y sudor.

El sonido de las maquinarias es algo muy común en el casi año y medio que iniciaron las obras del Banc of California Stadium, a un lado del Coliseo de Los Ángeles. 

Arquitectos y trabajadores están en la recta final de un trabajo a contrarreloj para finalizar el nuevo estadio que tendrá capacidad para 22,000 personas y que será la casa de Los Angeles Football Club (LAFC) en la temporada 2018 de Major League Soccer.

Jorge Aviña, de 19 años, está en su primer trabajo y es nada más y nada menos que en la construcción de este nuevo inmueble. 

“Es algo significante, quiero que mis niños vean que yo trabajé en algo tan grande. Es algo que voy a ver todos los días cuando pase por aquí”, indicó Aviña, cuyo hogar está a unas cuantas millas del estadio.

Aviña contó que espera traer a su hijo para que vea lo que “papá ayudó a hacer”.

“Siempre voy a recordar este primer trabajo”, indicó Aviña.

Desde que comenzó la construcción en agosto de 2016, el Banc of California Stadium ha creado más de 950 trabajos. De acuerdo a LAFC, más del 40 por ciento de los empleados en construcción contratados por la compañía de construcción PCL vive a menos de 10 millas de distancia del estadio.

“PCL agarra a mucha gente de la comunidad, para que puedan trabajar en este estadio, pueden ser parte de algo histórico”, dijo Ashley Olivera, empleada de PCL.  “En la construcción agarras muchas oportunidades que usualmente no obtienes”.

Olivera es una de las encargadas de comunicar las medidas de seguridad durante la construcción, una de las tareas más importantes.

“La comunicación es muy importante, la seguridad, el llevar a cada uno de estos trabajadores a casa a salvo es lo más importante, así como el tratar de hacer que todo se construya a tiempo, que no cometamos errores”, expresó Olivera.

Entre los trabajadores del Banc of California Stadium, se encuentra el experimentado Ro Ro Ronquillo, de Puebla, quien ha sido trabajador de construcción por los últimos 15 años. 

“Esto se va a reflejar con el tiempo como un ejemplo para nuestras nuevas generaciones que vienen”, indicó Ronquillo.

Para otros, como el carpintero Miguel Ángel Félix, el trabajar en el estadio fue algo que requirió tocar muchas puertas, pues tuvo que insistir y pedir el trabajo varias veces. 

Para Félix, la contrucción de este estadio es algo personal pues tiene gratos recuerdos de cuando acudía al Sports Arena, el edificio que fue demolido para dar lugar al nuevo estadio de futbol. 

“Estamos dejando una trayectoria, en lo personal nunca se me va a olvidar”, expresó Félix. “Todos los trabajadores somos de la comunidad, somos locales. Vivíamos aquí, imagínese el orgullo, y la oportunidad de venir. Cuando me preguntan dónde trabajas y les digo, siento que hay un respeto hacia mí.”

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
62°