FOTOS: Pitcheo de Indios silencia a Cachorros y a Wrigley Field

Los Indios de Cleveland tienen toda la pericia de un equipo de la Liga Nacional, y su manager Terry Francona es un ajedrecista excepcional.

Otra vez, el fenomenal bullpen de Cleveland bajó la cortina para que los Indios completasen su quinta blanqueada de la postemporada al contener el viernes 1-0 a los Cachorros de Chicago, amargándole a los locales su primer juego de Serie Mundial en el Wrigley Field desde 1945.

Cody Allen sorteó un atolladero en el noveno inning cuando los Cachorros colocaron corredores en segunda y tercera con dos outs, pero el cerrador de los Indios ponchó al puertorriqueño Javier Báez para sentenciar.

Con el juego igualado sin carreras, el bateador emergente Coco Crisp empalmó un sencillo el jardín derecho ante el relevista Carl Edwards Jr para producir la eventual carrera del triunfo.

Un silencio sepulcral se apoderó del Wrigley luego de una jornada de febril jolgorio por un evento había tardado décadas en escenificarse en uno de los estadios más icónicos de las Grandes Ligas.

Cleveland se puso arriba 2-1 en el Clásico de Otoño. La derrota implica que los Cachorros ya no podrán conquistar en casa su primer campeonato en 108 años.

El rally de la única anotación se puso en marcha cuando Roberto Pérez, el receptor puertorriqueño que conectó un par de jonrones en el primer partido, abrió la alta del séptimo con un sencillo. El corredor emergente dominicano Michael Martínez avanzó tras un sacrificio de Tyler Naquin y luego llegó a tercera con un lanzamiento descontrolado.

Luego de un boleto a Rajai Davis, Crisp vino a batear por Miller y conectó su imparable impulsor ante el derrotado Edwards. Davis fue puesto out en tercera tras el tiro del jardinero cubano Jorge Soler.

Los movimientos con Crisp y el dominicano Martínez estuvieron entre las varias maniobras de Francona, el piloto que dirigió a los Medias Rojas de Boston a los campeonatos de 2004 y 2007.

Todo le funcionó a Francona, como arriesgar con Carlos Santana en el jardín izquierdo por apenas la segunda vez en su carrera y luego apelar a un doble cambio el traer a Andrew Miller por el abridor Josh Tomlin para coartar una amenaza de los Cachorros en el quinto y poniendo a Davis por Santana en defensa. Con Jorge Soler en segunda base y dos outs, Miller cumplió con el cometido al sacar al emergente Miguel Montero, bateando una línea a manos del jardinero derecho Lonie Chisenhall.

En el sexto, Miller ponchó a la tanda de brava de los Cachorros — Dexter Fowler, Kris Bryant y Anthony Rizzo— para quedar con un total de 27 abanicados en 15 innings esta temporada.

Bryan Shaw y Allen se encargaron de los últimos dos episodios para finiquitar la blanqueda, la segunda de los Indios en esta Serie Mundial, con un 6-0 en el primer duelo. Tomlin permitió dos hits al cubrir cuatro innings y dos tercios

Fue la cuarta blanqueada que sufren los Cachorros en sus últimos ochos de esta postemporada.

El cuarto juego será el sábado, con el as Corey Kluber abriendo por Cleveland frente a John Lackey.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
59°