Lucas Matthysse tiene los ojos puestos sobre el invicto de Tewa Kiram

Lucas Matthysse  estrenará el 2018 con una pelea por el campeonato superligero de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) cuando enfrente al invicto tailandés Tewa Kiram (38-0, 28 KOs) en las 147 libras. 

El argentino dijo el martes en conferencia de prensa, en Santa Mónica, que es consciente de lo que puede proponer su rival el próximo 28 de enero en el Forum de Inglewood, en velada que también se disputará el título de peso ligero de la AMB entre el pupilo del legendario entrenador Freddie Roach, Mercito ‘No Mercy’ Mesta (31-1-2, 17 KOs) contra el venezolano Jorge ‘El Niño de Oro’ Linares (43-3, 27 KOs).  

“Va invicto, es fuerte, hemos mirado algunos videos, es el número uno así que seguramente hay que respetarlo”, dijo a HOY Deportes el oriundo de Trelew de la provincia de Chubut.  “De ganar esta pelea me gustaría tener una pelea con Danny García o con algún primera línea y tener una pelea muy importante. Siempre me gustaría esa revancha”.

Ante el tailandés, será la segunda pelea desde que tuvo una fuerte lesión en su ojo izquierdo en 2015. En aquella ocasión cayó ante el ucraniano Viktor Postol cuando Matthysse (38-4, 35 KOs) buscaba el título del CMB superligero.

Dos años antes, en 2013, también había sufrido una lesión en el ojo ante García, pero en el derecho. 

La lesión ante Postol lo mantuvo fuera del cuadrilátero por más de un año y regresó en este 2017.

En mayo pasado, Matthysse enfrentó al estadounidense Emannuel Taylor y lo venció por nocaut técnico llevándose el título Internacional de la OMB e Intercontinental de la AMB, de la división superligero.

“Había tenido un descanso de ocho meses”, explicó el pugilista de 35 años. “Me sentí bien, hice una buena preparación y estuve trabajando con Joel Díaz.  Con Joel se aprende mucho”.

Con respecto a pelear por primera vez en el Forum, ‘La Máquina’ dijo estar muy emocionado por presentarse en “un estadio muy grande, muy lindo, histórico”.

Al mismo tiempo aseguró estar concentrado y no espera que las fiestas navideñas dañen su rutina.

“Hasta el otro año no habrá más asado (risas)”, dijo.  “Estas son peleas que uno no puede dejar pasar y hay que aprovecharlas al 100%.  Tengo un preparador físico que siempre me cocina y me tiene bien en la dieta”.

El adiós de Cotto y Salido

Matthysse dijo haber estado al tanto de las peleas que perdieron Miguel Cotto, contra Sadam Ali, y Orlando Salido, contra Mickey Salido.

“Son boxeadores que han tenido batallas duras y por ahí se termina así que al no querer retirarse eso le juega en contra”, dijo Matthysse.  “Seguramente [Cotto] se quería retirar con un triunfo pero bueno, creo que ha tenido muchas batallas, peleas muy duras.  El rival que tuvo no fue un rival fácil y creo que va a quedar entre todos nosotros que fue un gran guerrero”.

Por su parte, aunque aún no piensa en el retiro, el argentino espera ser recordado de una manera positiva.

“Quiero hacer una buena carrera y el día que me toque despedirme, hacerlo bien”, puntualizó.

 

Sigue a Jad en Twitter, Instagram y Facebook: @jadelreda

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
58°