El entrenador de Golovkin dice que van a pedir unos zapatos “más rápidos” para alcanzar a Canelo

El entrenador de Golovkin dice que van a pedir unos zapatos “más rápidos” para alcanzar a Canelo

Para Abel Sánchez, el entrenador de Gennady Golovkin, la manera cautelosa en la que Saúl Álvarez encaró la primera pelea ante su pupilo, todavía la causa molestia y también un poco de risa.   

“Corrió más de lo que yo pensaba. He hablado con la compañía que le hace los zapatos a ‘GGG’ para ver si le pueden hacer unos zapatos más rápidos para ver si así lo podemos alcanzar a Canelo”, ironizó Sánchez el martes durante una reunión con los medios de comunicación en Los Ángeles para promocionar el Canelo-Golovkin 2 del próximo 5 de mayo en Las Vegas. “Hizo el tipo de pelea que no [prometió]. Dijo que iba a noquear a Golovkin en el décimo round. Para noquear al alguien tienes que estar enfrentar de él para hacer la maldad”.

“Si esta vez dice que lo va a noquear, lo única manera que lo puede lograr es estando enfrente de ‘GGG’ y no tirando golpes de desesperación al final para impresionar a los jueces...para luego se moverte”.

A seis meses de la primera cita que terminó en un empate dividido, el originario de Tijuana también mantiene que por culpa de “unos jueces que estaban ciegos” oficialmente se le negó una merecida victoria a Golovkin.

Sin embargo, pese a que la contienda se va a celebrar nuevamente en el T-Mobile Arena de la “Ciudad del Pecado”, no cree que se vaya a dar otra falla polémica debido a que ambos peleadores ya se conocen y por ende va a haber más acción, la que puede hacer que todo se defina por la vía rápida.     

“Creo que tras ya haber peleado 12 rounds va a ser una mejor pelea y no creo vaya a haber controversia porque van a salir a lastimarse. Los dos entienden lo que tienen que hacer”, explicó el entrenador, quien también aseveró que Golovkin (37-0-1, 33 KOs) no hará nada nuevo.

“Ganamos la primera pelea ocho rounds a cuatro. Sería tonto de nuestra parte hacer algo dramáticamente diferente. Vamos a ver el video nuevamente y modificar algunas cositas. La clave es que Gennady entre  al 100 por ciento y que no se adapte a alguien más”.

En cuanto a cuál boxeador tiene la presión en contra para este duelo, Sánchez no dudó en señalar a Álvarez (49-1-2, 34 KOs). Siente que su boca lo puede terminar perjudicándolo.

“Está hablando de más, y se está poniendo mucha presión por ese lado, no es por el combate en sí”, puntualizó. “Quiere brindar el tipo de pelea que no brindó la primera vez. Ha dicho que en la primera contienda ganó 10 rounds, y para esta ocasión está diciendo que no se van a necesitar a los jueces”.  

Para poder hacer esta pelea de desempate, el promotor de ‘GGG’, Tom Loeffler, reveló  que el kazajo tuvo que volverle a ceder el protagonismo al Canelo -su nombre saldrá primero en los anuncios, entrará último al ring pese a no ser el monarca y se llevará una mayor parte de las ganancias.

A Sánchez esto no lo incomoda ya que considera que al final del día sabe que la grandeza boxística de ‘GGG’ ya está comprobada y es el mejor de los dos.  

“No es cosa de egos, sabemos que Gennady tiene tres de los principales campeonatos en las 160 libras”, manifestó. “Canelo no tiene nada. Fue derrotado la última vez, y va a serlo de nuevo. ‘GGG’ será siendo el campeón”.  

Por último, pese a que ha sido bastante crítico del jalisciense, tomó el tiempo para dejar en claro que no tiene nada en contra de Canelo y sus entrenadores. Todo es puro respeto de su parte.  

“Este es un negocio él que se enoja es él que pierde. Él que no esté enfocado en lo que sucede sobre el ring, háblese esquina, manejador o peleador, es él que pierde”, afirmó. “Nosotros tenemos mucho respeto hacia ‘Chepo’ y Eddy [Reynoso] porque han llevado a un mexicano a unas cimas que me hacen sentir orgulloso [como mexicano]”.  

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
66°