El campeón mexicano Rey Vargas ve el 2018 como su año de consolidación

El campeón mexicano Rey Vargas ve el 2018 como su año de consolidación

Rey Vargas no se conforma.

El Campeón Mundial Supergallo del CMB tiene planes ambiciosos para el 2018, entre los que se encuentra el unificar los cinturones, buscar peleas con grandes bolsas, así como mantener la armonía en su equipo de trabajo, descartando que exista un rompimiento con el mánager Ignacio Beristáin.

"Me gustaría unificar campeonatos; a esta altura es importante para mí tener los cuatro títulos. En mi mente está el mantener la armonía en mi equipo de trabajo; no quiero meterme en cosas que están más allá de lo que compete a mis decisiones, tampoco quiero abandonar al CMB, que es una gran familia.

"Ahora tengo tres meses obligados de descanso y no le tengo miedo a nadie, pero me gustarían peleas atractivas y de mejor paga. Sigo en mi línea de continuar siendo Campeón del Mundo y mantenerme invicto. Me voy a sentar a platicar con mis promotores para exponer mis inquietudes", comentó Vargas.

El oriundo de Otumba, Estado de México, acaba de defender de manera exitosa el título absoluto Supergallo, al derrotar al entonces también imbatido colombiano Óscar "Jaguar" Negrete en el Madison Square Garden de Nueva York, el pasado 25 de noviembre.

"Quiero recuperarme al 100 de las heridas por los cabezazos que recibí. Eran parte de la táctica de Negrete y en uno de ellos necesité doble sutura. Intentó desesperarme, pero no pudo y modifiqué mi táctica para salir con la victoria.

"Con Don Nacho no tengo problemas. Últimamente no hemos podido coordinar tiempos, pero es cuestión de acomodarnos al interior del equipo, no hay problemas de tipo personal", aseguró Vargas, quien marcha con récord de 31 triunfos, 22 de ellos por la vía del nocaut.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
73°