Gary Sánchez será bateador designado ante Houston

Associated Press

Austin Romine estará detrás del plato el martes por los Yanquis de Nueva York para el cuarto partido de la serie de campeonato de la Liga Americana contra los Astros de Houston, mientras que el cátcher titular Gary Sánchez será el bateador designado.

El manager Joe Girardi dijo que Romine desarrolló una buena química con el pitcher Sonny Gray, desde que el derecho fue adquirido en julio en un canje con Oakland. Gray tuvo efectividad de 1.45 en tres partidos con Romine como su receptor, y 4.63 en ocho con Sánchez.

"Parece que se entienden un poco mejor", dijo Girardi.

Romine tiene mejor defensa que el dominicano Sánchez, cuyos 16 pasbols fueron la máxima cifra en las mayores durante la temporada regular. Gray tiene un lanzamiento de curva que puede ser difícil para atrapar. Girardi teme que Sánchez exponga demasiado su físico al tratar de prevenir bolas que se escapen hacia detrás del plato.

"Sonny es alguien que te puede hacer trabajo demasiado", dijo Girardi.

Houston tiene ventaja de 2-1 en la serie, que se juega a un máximo de siete partidos.

Girardi indicó que Sánchez estará detrás del plato de nuevo para la apertura de Masahiro Tanaka el miércoles en el quinto partido.

Por otra parte, el cambio por un día le puede servir a Sánchez para concentrarse en la ofensiva. El toletero tiene seis hits en 38 turnos, con dos jonrones, esta postemporada, y de 11-0 en la serie de campeonato.

Nueva York podría recibir un impulso con su bateador designado. Los responsables de esa función acumulan apenas un imparable en 30 turnos esta postemporada. Chase Headley dio ese hit la noche del lunes y podrá ser empleado como emergente el martes.

Copyright © 2017, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
62°