Equipos de las Grandes Ligas buscan más jugadores cubanos

Equipos de las Grandes Ligas buscan más jugadores cubanos

En un futuro no muy lejano, los Dodgers podrían tener en el diamante una alineación compuesta de jugadores de origen cubano en las posiciones de cátcher, segunda base, tercera base y jardín derecho.

Los jugadores cubanos, como el jardinero de los Dodgers, Yasiel Puig,  Aroldis Chapman, el lanzador cerrador de los Rojos de Cincinnati y el bateador jonronero de los Medias Blancas de Chicago, José Abreu, se han convertido rápidamente en estrellas de las Grandes Ligas, y ahora con el deshielo en las relaciones entre los gobiernos de Cuba y Estados Unidos, podría convertir el goteo de talento en un flujo constante desde la isla caribeña, conocida por ser una fanática beisbolera.

Las apuestas son altas. Los riesgos son grandes. Las recompensas podrían inclinar la balanza del poder dentro del béisbol.

En febrero, los Medias Rojas contrataron al jugador de cuadro interior cubano Yoan Moncada, un adolescente, por $62 millones. Un mes más tarde, los Dodgers gastaron $62.5 millones en contratar al jugador cubano de cuadro interior de 30 años, Héctor Olivera.

El dinero es tanto que los ejecutivos del béisbol están debatiendo si el proceso por el cual se adquieren los jugadores cubanos, que hoy día es una subasta, sea justo para todos los equipos.

Existe también la pregunta sobre si Cuba realmente representa la siguiente fuente de suministro de grandes talentos en las Grandes Ligas. En el día de la apertura había 18 jugadores nacidos en Cuba en las listas de esta temporada, un distante tercer lugar entre los países extranjeros como República Dominicana (83) y Venezuela (65).

Los clubes tienen que luchar para evaluar que tan profundo es la bolsa de talentos y que recursos necesitan para su desarrollo.

Aunque los gobiernos de EE.UU. y Cuba están trabajando para reestablecer las relaciones políticas y económicas, la MLB se adhiere al actual embargo estadounidense y prohíbe a sus equipos buscar talentos en Cuba. Como resultado, los equipos de las Grandes Ligas se limitan a buscar jugadores cubanos en torneos internacionales o en los entrenamientos de los jugadores que han desertado o salido de la isla.

“Tenemos una mejor idea sobre que esperar de un jugador universitario en UC Riverside que de un jugador profesional en Cuba”, dijo Jerry Dipoto, gerente general de los Dodgers.

Los Ángeles espera gastar unos $5 millones este año para firmar jugadores seleccionados en el reclutamiento de este mes. Más de tres veces lo que invirtieron en diciembre para firmar al jugador defensa de cuadro interior Roberto Baldoquin, un cubano de 21 años.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
51°